Innovación

Estudiar la mente de los niños, el próximo paso para avanzar en Inteligencia Artificial

inteligencia artificial

Los científicos están buscando nuevas maneras de hacer que la Inteligencia Artificial sea aún más inteligente, y entre las múltiples propuestas está estudiar la mente de los niños. Descubre por qué juega un importante rol la neurociencia en los avances de IA.

Parece que tener máquinas capaces de ganar a campeones mundiales del Go – un juego similar al ajedrez de gran complejidad – no es suficiente. La comunidad científica quiere avanzar aún más en materia de Inteligencia Artificial para hacer que sea realmente inteligente.

Posiblemente estés pensando ¿pero no lo es ya? Pese a sus avanzadas funciones y capacidades, el objetivo de los investigadores es desarrollar machine learning capaz de aprender y evolucionar mentalmente – al igual que hacemos las personas.

Imagina si pudiéramos construir una máquina que empieza como un bebe y aprende como un niño“, planteó Josh Tenenbaum, científico al frente del laboratorio de neurociencia computacional en el MIT.

Trabajando junto a un equipo de expertos en psicología cognitiva y neurociencia, Tenenbaum se ha propuesto completar la Inteligencia Artificial de hoy en día, carente de inteligencia humana. “Ninguno de estos sistemas son realmente inteligentes“, explicó para MIT Technology Review. “Ninguno tienen la inteligencia flexible, general y de sentido común que tiene un niño de dos o incluso un año. ¿Qué es lo que falta? ¿Donde está la brecha?

Para suplir esta carencia, el científico propone emplear la ciencia cognitiva para entender la inteligencia humana. El centro de sus investigaciones son los niños: “Son experimentos – explicó Tenenbaum haciendo referencia a los niños – Y eso es lo que nos convierte a los humanos en los aprendices más listos del universo conocido“.

La Inteligencia Artificial que adivina tu personalidad solamente con mirarte a los ojos

De momento el grupo de investigación ha hecho algunos avances. Han estudiado como los niños visualizan desde pequeños aspectos del mundo empleando un especie de modelo 3-D innato, algo que nos permite entender el mundo físico mejor que un ordenador. Así, también han desarrollado programas capaces de reconocer nuevos caracteres escritos a mano tras ver unos pocos ejemplos.

A donde llevará una Inteligencia Artificial tan avanzada no se sabe, pero Tenenbaum está convencido de que unir la neurociencia con la informática es clave para superar todas las barreras.

Sobre el autor de este artículo

Christiane Drummond

Graduada en Periodismo y redactora en TICbeat. ¿Qué me interesa? La innovación, la actualidad, la tecnología y, sobre todo, las personas.