Entretenimiento

El pintor de 96 años que salvó un pueblo

El pintor de 96 años que salvó un pueblo

La historia de Huang Yung-Fu es la de un creativo anciano que decidió emplear el arte para salvar el pueblo asiático donde vive de la desaparición. La suya es una leyenda con tantos colores como el arcoiris.

Taichung no es un pueblo cualquiera: esta diminuta aldea de Taiwán acoge la historia de un soldado retirado que ya siendo nonagenario debió enfrentarse a la dura y cruel postura de su Gobierno, el cual quería derribar su hogar. Este hombre se llama Huang Yung-Fu y llevaba casi cuatro décadas residiendo en Taichung. Debido a la bajada demográfica apenas quedaban once viviendas habitadas, lo que llevó a las instituciones a querer demoler su casa.

Las mejores webs de edición de fotografía para aficionados

En lugar de guiarse por la desesperación y la tristeza ante la perspectiva de abandonar su casa, este hombre decidió recurrir al arte, inundando la aldea de figuras de toda índole, y propiciando un estallido de colores que dotó a las fachadas de las casitas de una nueva vida.

Para fortuna de Huang Yung-Fu, la ingeniosa iniciativa fue acogida con un enorme éxito a nivel turístico. El boca a boca y la belleza de las coloridas e imaginativas pinturas de Taichung propició que miles de personas acudiesen a las calles de este pueblo asiático a contemplar las casas y convirtió el enclave en un punto de parada obligatorio para amantes de la fotografía e intrépidos viajeros.

A raíz del incremento de la popularidad las autoridades decidieron cambiar de opinión y paralizar el dictamen de tirar abajo las viviendas restantes. Mientras, Huang ha prometido continuar con sus hermosos dibujos por lo menos hasta los 100 años. Ahora, y gracias a su arte muchos han bautizado el lugar como el pueblo arcoiris.

Imagen | Wikimedia Commons/Steven

Fuente | BBC

Sobre el autor

Andrea Núñez-Torrón Stock

Licenciada en Periodismo y creadora de la revista Literaturbia. Entusiasta del cine, la tecnología, el arte y la literatura.